Bizcocho de almendras y chocolate

20130625-093709.jpg

¡Hola a tod@s!

¿Cómo va esa semana? ¡¡Pensad que ya ha pasado lo peor!! Y que se acercan las vacaciones ¡yuhuuu! Y nosotras rompiendo las reglas establecidas y revelándonos contra las fuerzas de la naturaleza (siempre hemos sido unas inconformistas :P), pasamos de la operación bikini por segundo día consecutivo y nos comemos el mundo con este Bizcocho de almendras y chocolate que derrite a todo aquel que lo prueba. Es perfecto para esos días en los que estáis un poco tristones (como los domingos :P) o cocináis para algún amig@ que tenga un día de bajón, llegáis con esta delicia y se quitan todas las penas. Si es que no hay nada que no solucione el chocolate, buenos ingredientes y ¡¡un montón de cariño en la elaboración!!

La receta es una adaptación de una de las que vienen recogidas en el libro “Postres” de la editorial Tikal (sí, la verdad es que con el nombre no se mataron no…). De vez en cuando me encanta irme de tiendas culinarias (realmente me gustaría ¡hacerlo todos los días! ¡Ojalá fuese un trabajo! ¡El mío de hecho!) y poder ojear, sorprenderme y por supuesto comprar algún instrumento cocinero. Y fue precisamente lo que me pasó con esta delicia en formato papel, nada más verla me convenció en todos los sentidos. Tiene el tamaño perfecto, hojas sobre las que se pueden escribir comentarios, cambios… recetas de magdalenas, crèpes, gofres, galletas, brownies, bizcochos… y unas fotos que mmmm. ¡Ah y súper asequible!

La receta original era un Bizcocho de chocolate amargo con orejones y pomelo confitado… y no sé, llamarme clásica pero yo creo que mejor dejamos los orejones para las navidades :) De todas maneras, como veis, este plato admite cualquier variación que se os ocurra, así que podéis probar a echarle en lugar de almendras avellanas, fruta confitada, fruta natural de temporada, incluso quitarle el cacao en polvo. ¡Lo que os apetezca! ¿Os animáis a probar mi versión?

Ingredientes…

  • 180 gr. de mantequilla dulce fundida y enfriada (y ahora en cristiano: mantequilla sin sal derretida en el microondas pero que no esté hirviendo).
  • 180 gr. de harina.
  • 40 gr. de cacao en polvo (yo utilicé Cola Cao light, guiño a la lucha contra la tripa).
  • 160 gr. de azúcar glas.
  • Media cucharadita de levadura química. (O lo que viene siendo levadura Royal, de toda la vida)
  • 120 gr. de almendra picada o en láminas (yo he hecho un mix de las dos).
  • 4 huevos.
  • 150 ml. de leche entera.
  • 80 gr. de chocolate amargo o pepitas de chocolate (y así os ahorráis trocearlo).

Con las manos en la masa…

Comenzamos derritiendo la mantequilla, así cuando la queráis utilizar ya estará suficientemente fría. Utilizamos un poquito para engrasar el molde.

Con el robot de cocina, o la batidora de toda la vida, batimos, a velocidad media, el azúcar glas con las almendras hasta que adopte un aspecto granuloso (vamos que no os encontréis trozos grandes de almendra). Añadimos los huevos de uno en uno, batiendo unos 2 minutos después de la incorporación de cada uno de ellos. Una vez estén los 4 huevos incorporados a la mezcla, batimos de nuevo el conjunto a velocidad rápida durante 8-9 minutos (si tenéis el suplemento montador de la batidora fenomenal, sino seguís con el estándar).

Una vez pase dicho tiempo la mezcla tiene que tener aspecto de emulsión (es decir, como la consistencia de la mayonesa). En este momento añadimos la leche y batimos a velocidad baja hasta que se mezcle bien. Añadimos la harina, el cacao y la levadura. He de confesar que yo no lo tamizo nunca pero supongo que si lo hacéis pues quedará o sea, más fino :P. Trabajamos el conjunto hasta conseguir una apariencia homogénea. Finalmente incorporamos las pepitas de chocolate y la mantequilla.

Echamos la masa en un molde y alisamos la parte superior (más que nada para que nos quede bonito). Horneamos aproximadamente 1 hora a 160ºC, en nuestro horno precalentado, hasta que podamos introducir una hoja de un cuchillo y salga completamente limpia.

Sacamos el bizcocho del horno y lo dejamos enfriar en una rejilla 10 minutos antes de desmoldarlo. Dejamos enfriar por completo sobre la rejilla, y a súper disfrutar.

¡Compartidlo!, llevadlo a la oficina, dadle un poco a la vecina cotilla, tentar a los monitores musculosos del gimnasio… lo que queráis, pero ¡no seáis glotones! :P ¡Feliz martes!

20130625-093827.jpg

20130625-093924.jpg

Anuncios

5 comentarios en “Bizcocho de almendras y chocolate

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s